La Experiencia de Mery Buda

Tatuajes, cómic y Música por María Bustamante Tejeda

Haring, Keith. Diarios

Haring, K. (2001) Diarios. Barcelona: Galaxia Gutemberg.

La excelecia de cualquier obra de arte radica en su intensidad, en su capacidad para borrar lo desagradable gracias a la estrecha relación que mantiene con la belleza y la verdad… Había llegado a asociar varias cosas en mi mente y de pronto pensé en esa cualidad que da lugar al talento, especialmente el literario… en los grandes poetas, el sentido de la belleza está más allá de cualquier otra consideración, o más bien anula cualquier otra consideración. (Haring:2001;100)

“Pero por encima de todo existe un sentido unitario que circunda el poema, un concepto de la realidad que actúa a modo de argamasa, una unificación del punto de vista que pone en relación los siguientes conceptos: poeta+hombre hombre+mundo mundo+imagen imagen+palabra palabra+música música+baile baile+bailarín bailarín+hombre hombre+mundo etcétera.

Todo esto ha sido expresado de muchas maneras: Cassirer, especialmente, lo califica como la «solidaridad entre todas las formas de la vida», que desemboca en una «ley de la metamorfosis» del pensamiento y de la palabra. (Jerome Rothenberg, Los técnicos de los sagrado)

No deseo invocar el gastado tópico de la unión entre Oriente y Occidente, sino la idea que ya expresó Robert Duncan sobre la multiplicidad del hombre moderno, que por primera vez en la historia se ha incorporado a una cultura global. La estética actual es una ecléctica mezcla enre la estética primitiva y la estética civilizada, entre lo viejo y lo nuevo, un conglomerado cada vez más amplio formado por datos inconexos que van desde la mecánica cuántica hasta el chamanismo o la biología. Y las fuerzas que hay tras tendencias cambiantes, y que han causado el cambio más espectacular que ha vivido el arte occidental desde sus inicios, resultan especialmente esquivas, puesto que no cuentan con ningún precedente. (Ekbert Faas, Hacia una nueva poética norteamericana)” (Haring:2001;101)

“Las retrospectivas siempre plantean las cuestiones del cambio, la evolución, la técnica y los juicios de valor.

En un conjunto de obras, siempre existe cierta coherencia que presupone una continuidad, aunque sea sólo el mínimo común denominador de un solo creador.

Uno espera aportar alguna idea importante al conocimiento universal. El tiempo va transcurriendo. El conocimiento avanza. El conocimiento aumenta por el principio del pensamiento acumulativo: las informaciones nuevas se suman al conocimiento previo y lo transforman.

El conocimiento acumulativo. Hacer algo que exprese una idea importante o que resulte importante para alguien, una idea que se sume al conocimiento total, a la mente universal.

El pensamiento es acumulativo.

Para que una forma de «arte» fuese acorde a esta idea del pensamiento acumulativo, tendría que mostrar interés por el tiempo (existir en el momento), considerar la naturaleza acumulativa del tiempo y transformarlo.

Eso puede intentarse fijando el tiempo (pintura, escultura, fotografía), aunque parece que el tiempo de las grabaciones (videos, películas, cintas de audio) es un medio más adecuado para explorar el conocimiento acumulativo. La información acumulativa.

Toda existencia es acumulativa.” (Haring:2001;116)

El tiempo de los libros es especial porque uno puede leer la información a diferentes velocidades y toda la información está presente a la vez y no se desplaza en el tiempo. Al leer un libro, hay que ser un receptor activo en lugar de un receptor pasivo de la información.

Lo mismo en relación a los cuadros o la escultura (objetos artísticos).

Las performances, la experiencia.

Los vídeos, el cine o las performances existen en un momento concreto, limitan su longitud temporal, su existencia, su duración. (Haring:2001;117)

Comments are closed.

Powered by WordPress. Theme by Sash Lewis.